Factores geográficos del clima cercanía al mar

Elementos del clima


Insolación: dado que el sol es el motor del clima, importa mucho analizar la cantidad de energía solar que recibe un lugar.
La insolación es la cantidad de radiación solar directa que recibe una unidad de superficie horizontal. La insolación directa esta inversamente relacionada con la nubosidad, es decir, a mayor nubosidad menor insolación.

Temperatura del aire:
La temperatura del aire puede definirse como el grado de calor que este posee. Se mide mediante el termómetro y como unidad empleamos el grado centígrado. Por la importancia que tiene para la distribución de la vida vegetal y animal en el planeta, es un elemento básico del clima. Sobre la temperatura del aire influyen la insolación-nubosidad, la latitud, la altitud, la cercanía del mar, etc. La amplitud térmica anual es la diferencia existente entre las temperaturas medias del mes más cálido y del mes más frio. En España la máxima amplitud corresponde a la submeseta Sur, mientras que la menor corresponde al litoral cantábrico y al archipiélago canario. Cabe destacar el fenómeno de las heladas por las repercusiones que genera sobre la actividad humana. Decimos que es un día de helada cuando la temperatura desciende de los 0ºC.

Humedad atmosférica


La humedad del aire es el vapor de agua que contiene. Llamamos humedad absoluta a la cantidad de vapor de agua que está presente en una masa de aire por unidad volumen. La humedad absoluta depende de la evaporación, por lo tanto, el aire presentara una mayor humedad en que aquellos lugares en los que haya grandes superficies de agua. La evaporación tiene lugar cuando algunas moléculas de agua con mayor energía cinética sobrepasan la superficie de la masa de agua. A mayor temperatura, las moléculas tienen más energía y por ello hay evaporación. Por el contrario, al descender la temperatura se llega al punto de roció, que es cuando se produce condensación. La humedad relativa se define como el porcentaje de la relación existente entre la humedad absoluta y la cantidad de vapor que tendría una masa de aire si estuviera saturada, depende de la cantidad de vapor de agua que tenga una masa de aire y de su temperatura. Las nubes son el producto de la condensación del vapor de agua en la atmósfera. Su variedad es infinita. La niebla es un tipo diferente de nubosidad, ya que generalmente no se forma por ascensión del aire. Es un fenómeno físico que tiene lugar por condensación del vapor de agua presente en las capas de aire en contacto con el suelo y que reduce notablemente la visibilidad a menos de un kilómetro.

Tipos de precipitaciones: las precipitaciones orográficas tienen lugar cuando una masa de aire cálida y húmeda choca contra una montaña y se ve obligada a ascender. Las precipitaciones conventivas tienen su origen en el fuerte calentamiento de la superficie terrestre. Las precipitaciones frontales son el resultado del choque de dos masas de aire carácterísticas físicas diferentes por el que la más cálida remonta a la más fría. La precipitación media anual de España está en torno a los 650mm.

Presión atmosférica: a lo largo del año las altas presiones son carácterísticas del verano y el invierno, y las bajas presiones, de la primavera y el otoño. En el interior peninsular suelen aparecer bajas presiones en verano y altas en invierno, por causas térmicas.

Vientos: la península ibérica, por su latitud, se encuentra dentro del dominio de los vientos del oeste, si bien en el levante son frecuentes los vientos de componente oeste, relacionados con las bajas presiones mediterráneas. Durante el verano son frecuentes las calmas. Por su parte, las islas Canarias se encuentran en la trayectoria de los alisios. Además podemos encontrar vientos regionales influidos por el relieve. Entre los vientos locales destacan las brisas de costa y de montaña.

Evapotranspiración y aridez: es un concepto que engloba dos procesos diferentes evaporación y transpiración. La evaporación es el proceso físico por el que las moléculas de agua pasan del estado líquido al gaseoso. La transpiración es un proceso biológico por el que las plantas expulsan vapor de agua al aire. Toman agua del suelo a través de sus raíces, y el agua que no aprovecha en su crecimiento la transpiran por sus estomas. La evapotranspiración depende de la temperatura, del viento, pero también de la cantidad de agua que haya. Así, podemos encontrarnos una situación atmosférica con altas temperaturas, viento seco…, que potencialmente daría una alta y que en realidad apenas haya, por falta de agua. Es lo que pasa en los desiertos.

La evapotranspiración se mide en mm, al igual que las precipitaciones. Por la importancia que tiene el agua para el desarrollo de la vida, conviene conocer el grado de aridez de un determinado lugar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.