Tipo de meteorizacion en la luna

Share Button

Definiciones:


  • Fondo oceánico o llanura abisal:


    es la parte de la corteza terrestre que ocupa el océano. Es una llanura a una profundidad de entre 2.000 y 6.000 metros que ocupa alrededor del 80 % del relieve oceánico. Estructuras geológicas compuestas por materiales basálticos que se extienden desde las dorsales hasta los contactos entre placas en zonas de destrucción de corteza. Desplazamiento constante, de velocidades variables, entre 8-10 centímetros/año en el Pacífico y entre 1 y 3 centímetros, en los fondos atlánticos.
  • Epirogénesis:


    amplio movimiento vertical, ascendente o descendente, que afecta a una parte o a la totalidad de un continente o de una cuenca marina, y que en las áreas cercanas a las costas se refleja con regresiones o transgresiones.
  • Orogénesis:


    es la formación o rejuvenecimiento de montañas y cordilleras causada por la deformación compresiva de regiones más o menos extensas de litosfera continental. Se produce un engrosamiento cortical y los materiales sufren diversas deformaciones tectónicas de carácter compresivo, incluido plegamiento, fallamiento y también el corrimiento de mantos.
  • Fractura:


    es una rotura mecánica de la corteza terrestre de amplitud y desarrollo muy variable. Designa al conjunto de roturas mecánicas producidas en la corteza terrestre por cualquier proceso tectodinámico, compresivo, distensivo o de relajación.
  • Diaclasa:


    fractura que separa en dos partes una masa de roca, sin que se produzca desplazamiento a lo largo de ella.
  • Estratificación:


    disposición de las rocas sedimentarias en sucesivas capas o estratos. Establecimiento de capas de agua con diferentes densidades que tiene lugar durante ciertas épocas del año en algunos lagos y embalses, debido a diferencias marcadas en la variación vertical de su temperatura »termoclina o clinolimnion». El agua más caliente se sitúa en la parte superficial »epilimnion» y la más fría en el fondo »hipolimnion», con una banda de transición donde se da la termoclina »metolimnion», que impide la circulación vertical del agua e incide en los ciclos físicos y biológicos de la masa de agua.
  • Fosa tectónica o graben:


    estructura constituida por un bloque central alargado, relativamente hundido y limitado en ambos lados por dos fallas o grupos de fallas. Cuando se emplaza en área continental sobre un límite de placa divergente y está acompañado por magmatismo y sedimentación importante constituye un rift continental.
  • Pilar tectónico o horst:


    estructura compuesta por un conjunto de fallas que delimitan un bloque alargado levantado con respecto a los adyacentes.
  • Cabalgamiento o cabalgante:


    falla inversa de bajo ángulo (menor de 45º) en la que el bloque de techo se sitúa encima del bloque hundido. Cuando el plano axial de un pliegue se superpone sobre el plano axial de otro, no superan el área de la cuenca geosinclinal.
  • Manto de corrimiento:


    unidad rocosa de grandes dimensiones desplazada a gran distancia sobre un cabalgamiento.
  • Diapiro:


    estructura anticlinal en la que las capas más internas y móviles, evaporitas o lutitas muy dúctiles (arcillas con sales), perforan a las capas externas formadas por rocas más competentes.
  • Fragmentaciones o clastias:


    desagregaciones o roturas del roquedo al verse sometido a tensiones y esfuerzos derivados de cambios térmicos o hídricos clastos de naturaleza petrológica idéntica a la del material originario.
  • Termoclastia:


    fragmentación o desagregación superficial de una roca coherente como consecuencia de los cambios de temperatura → tensiones mecánicas y separación de las partículas superficiales:

    1)desagregación granular:

    desprendimiento de partículas de una roca por procesos de meteorización.

    2)descamación:

    desprendimiento de partes de una roca en láminas paralelas a la superficie de afloramiento.

    3)cuarteamiento:

    muestrear y dividir una muestra en cuatro partes iguales.

    4)control estructural del proceso fundamentalmente de carácter litológico:

    discontinuidad de penetración de las ondas; coeficiente de dilatación variable.
  • Crioclastia o gelifracción:


    rotura de las rocas como consecuencia de la congelación y el deshielo del agua inserta en los huecos y fisuras superficiales de la roca.

    +Factores determinantes de la eficacia del proceso:


    1)litoestructurales:


    existencia en la roca de huecos accesibles para la penetración del agua:

    *microgelifracción:
    si el hielo penetra por los poros se produce lo que da lugar a la formación de partículas finas.

    *macrogelifracción:

    si aprovecha las grietas y fisuras que son fragmentos mayores, que pueden ser incluso bloques.

    2)climáticos:

    abundancia de agua; frecuencia y amplitud de los ciclos de hielo-deshielo.

    3)localización:

    zonas periglaciares aunque extensivo a otras áreas.
  • Hidroclastia:


    cuarteamiento o desagregación superficial de ciertas rocas debidos a los cambios volúmetricos sufridos como consecuencia de la humectación y secado.
    1)afecta a materiales higrófilos, sobre todo de naturaleza arcillosa → riesgo geológico de arcillas expansivas.

    2)control estructural:

    Materiales arcillosos o que contienen minerales susceptibles de transformarse en arcillas. *el tipo de arcilla determina el coeficiente de dilatación-retracción: la montmorillonita sufre variaciones de volumen del 60%.

    3)eficacia para generar formas geomorfológicas:

    hidroclastia + meteorización química.
  • Haloclastia:


    fragmentación de las rocas debida a los esfuerzos mecánicos derivados del crecimiento de cristales de sal que han penetrado en las fisuras y los poros de la roca.

    1)localización:

    zonas salinas → zonas áridas y franjas litorales.
    2)eficacia para generar formas geomorfológicas de carácter reducido.
  • Derrubio ordenado o grezés litées o secuenciales rítmicos:


    tapizan vertientes de manera secuencial, alternando detritos ricos y pobre en finos. La secuencias se depositan de maneraparalela a la vertiente que tapizan. Esta disposición y alternancia del depósito generan una apariencia estratificada de la roca, también llamada pseudoestratificación. Es común encontrar material carbonático. Su formación se puede explicar en dos etapas, la primera de deposición (que involucra la creación de material detrítico por crioclastia y su posterior transporte, preferentemente por deslizamientos o caída libre), y la segunda de descarga y removilización de finos por fusión nival, en un proceso también conocido como lavado.
  • Desprendimientos o desplome:


    son un tipo de movimientos de inestabilidad producidos por falta de apoyo que involucran una escasa cantidad de terreno. Suele tratarse de rocas que caen por una ladera, debido a la pérdida del apoyo que las sustentaba.
  • Talud o cono de derrubios:


    acumulación de materiales desprendidos de una vertiente. La forma de la vertiente, que se ha generado por gravedad, muestra un perfil constituido por un escarpe o cornisa en la parte alta, de una inclinación acusada, siempre superior a los 45º, un talud de menor pendiente y finalmente el enlace suave con la base.
  • Cono de derrubios o de detritos:


    es una estructura geomorfológica generada por la acumulación de fragmentos de roca generalmente procedente de la crioclástia, que caen desde un acantilado, ladera o escarpe. La inestabilidad de la roca que se desprende puede ser propia, es decir, dan de las partículas. Cuando llegan a un valle tienden a acumularse en forma de cono (formado por coluviones). El lugar del escarpe desde donde se desprenden los fragmentos de roca quedará con una cicatriz visible. Los conos de detritos pueden presentarse de manera individual o solapándose unos con aquellos que se encuentran adyacentes. En el último caso se habla de conos de detritos coalescentes.
  • Escarpe o escarpa:


    es una vertiente de roca que corta el terreno abruptamente. La pendiente es mayor a 45º, aunque sea solamente una parte de la vertiente. A veces adopta la forma de una cornisa, que corona una vertiente en una extensión más o menos larga, aunque conservando una altitud sensiblemente constante. Varias cornisas pueden sobreponerse paralelamente separadas por la pendiente menos abrupta de los depósitos de derrubios. La pared es un escarpe próximo a la vertical y bastante liso.
  • Cárcava o badland:


    terreno lábil afectado por una erosión hídrica intensa y, por consiguiente, con una densidad de drenaje muy elevada.
  • Domo de hielo:


    componente principal de casquete glaciar, tiene una superficie convexa, con forma de parabólica, y tiende a desarrollarse simétricamente sobre una masa terrestre. Su espesor excede frecuentemente de los 3.000 metros.
  • Cascada de seracs o de hielo:


    es una cascada de trozos de hielo que forma parte de algunos glaciares que se caracterizan por tener un flujo rápido y una superficie caótica muy agrietada. Quizá la consecuencia más notable del flujo glaciar, las cascadas de hielo, ocurren cuando se inclina el lecho de los glaciares o se estrechan. El término «cascada de hielo» se emplea por analogía con las cascadas de agua, un fenómeno de flujo similar aunque de mucha más velocidad. Suele reservarse la expresión cascada helada para aquellas cascadas de agua que en ciertas épocas del año están congeladas. La velocidad del flujo de hielo de los glaciares es de unos unos pocos cientos de metros por año o menos; sin embargo, el flujo de hielo en una cascada de hielo se puede medir en kilómetros/año. Ese fluir tan rápido no puede ser satisfecho por la deformación plástica del hielo y por ello, se fractura formando grietas. La intersección de esas fracturas forma columnas de hielo o seracs. Estos procesos son imperceptibles en la mayoría de los glaciares y sin embargo, un serac puede colapsar o caer abruptamente y sin previo aviso. Este comportamiento supone a menudo el mayor riesgo para los montañeros que escalan una cascada de hielo. Por debajo de la cascada de hielo, el lecho del glaciar se aplana o amplía y reduce el flujo de hielo. Las grietas se cierran y la superficie del glaciar se vuelve mucho más suave y más fácil de recorrer. Las cascada de hielo varían mucho en la altura.
  • Crevasse o grieta o rotura:


    es una línea de fractura en la masa helada de un glaciar. Las grietas se deben a los movimientos de los glaciares, que se rompen al adaptarse a la pendiente cuando ésta se vuelve importante. Por lo general, son perpendiculares a la línea de pendiente. Van desde unos pocos centímetros a varios metros de ancho y su profundidad puede llegar hasta los 50 metros y más. A menudo tienen paredes verticales o casi verticales, que a veces muestran los niveles que representan la estratigrafía del glaciar.
  • Rimaya o bergschrund:


    grieta grande, longitudinal, estrecha y profunda que se forma en el hielo, provocada por el movimiento de descenso del nevero que lo separa, en su periferia, de la paredes rocosa del circo, como consecuencia de las tensiones originadas cuando se desplaza por gravedad. Las rimayas suelen ser, más o menos, paralelas a las paredes del circo.
  • Serac:


    bloques, torre o pináculo de hielo de formas irregulares producto de la fragmentación de un glaciares. En los sectores de mucha pendiente de los glaciares o cuando el glaciar se somete a tensiones derivadas de la diferencia de velocidad entre varios puntos de su superficie, el hielo se resquebraja y forma numerosas grietas que dividen la superficie del glaciar formando bloques irregulares de gran tamaño. Su corte tiende a la verticalidad e incluso al desplome. Los seracs son por naturaleza inestables y constituyen un gran peligro en las travesías glaciares.
  • Plucking o explotación de canteras:


    es un fenómeno glacial que es responsable de la erosión y el transporte de lecho de roca especialmente grandes bloques de junta. Como un glaciar se mueve hacia abajo un valle, la fricción hace que el hielo basal del glaciar para derretir y de infiltrarse en las articulaciones en el lecho de roca. La acción de congelación y descongelación del hielo provoca grietas en el lecho de roca a través de cuña hidráulica. Eventualmente, estos bloques de junta se aflojan y quedan atrapados en el glaciar.
  • Cubeta:


    área de terreno que recoge las aguas. Pueden ser cuencas hídricas abiertas al mar o cerradas «cuencas endorreicas».
  • Cubeta de sobreexcavación:


    áreas sometidas a una intensa erosión por un glaciar, en ocasiones debido al predominio de rocas blandas, creando una cuenca amplia y profunda.
  • Drumlin:


    forma del relieve a modo de pequeña colina que se origina por el modelado glaciar, de planta elíptica y alargada según el sentido de movimento del glaciar al que debe su origen, con laderas lisas, forma dómica o de cuchara invertida y un extremo más afilado que otro.
  • Cobertera nival:


    zonas de nieve más o menos permanente, pero que no tienen capacidad de fluir. Se corresponden con masas de nieve sin compactar o débilmente compactada. Estas masas no forman hielo policristalino. Protegen el suelo de los cambios térmicos. Pueden evitar los procesos periglaciares.
  • Crioturbación:


    movilización de las partículas de un suelo por la influencia de las alternancias de hielo y deshielo, en los países de régimen periglacial.
  • Gelifluxión:


    tipo de solifluxión, controlado por la existencia del hielo en el suelo (permafrost). Puede funcionar en pendientes muy débiles.
  • Termokarst:


    morfología resultante de la subsidencia del suelo debido a la fusión del hielo infrayacente.
  • Pipkrake o aguja de hielo:


    fenómeno consistente en que el agua que impregna el terreno sufre cambios de temperatura, que hacen que se congele, generando unas delgadas columnillas de hielo, que elevan la gravilla, la arena y los pequeños cantos, a varios centímetros. Al fundirse en el deshielo deja caer los elementos elevados, que sufren un pequeño desplazamiento. Es un fenómeno muy generalizado, cuya eficacia varía según el medio. Especialmente favorables son los que poseen mantos de derrubios de calibre fino y las laderas de las montañas muy expuestas a la acción hielo/deshielo, sobre todo si no poseen una cubierta vegetal muy densa. En regiones áridas es de un alcance muy limitado.
  • Derrubio no ordenado:



    La secuencia de formación suele ser la siguiente:

    existe un escarpe rocoso (granito, gneis, caliza), que suministra los materiales, y a su pie un talud donde se acumula el material; dentro de este talud se producen reajustes por gravedad (avalanchas, flujo, creep); en función de la morfología del terreno donde se acumulan, y según evolucione el proceso, se puede hablar de: abanicos (en cuencas de recepción torrencial), derrames (tapizando las laderas), mares o campos de bloques (recubriendo un piedemonte o similar), ríos de bloques (acomodados en fondos de valles o corredores), conos de derrubios (a la salida de colectores y con forma cónica.
  • Avalancha o alud:


    es el desplazamiento de una capa de nieve o de tierra ladera abajo, que puede incorporar parte del sustrato y de la cobertura vegetal de la pendiente.
  • Suelo poligonal:


    superficies agrietadas con fragmentos de rocas que adquieren formas de polígonos.
  • Pingo:


    es un accidente geográfico que consiste en una colina con forma de pingo, típico del relieve periglaciar de las regiones polares, que puede alcanzar alturas de hasta 70 metros y de hasta 2 kilómetros de diámetro. Los pingos pueden formarse solamente en un entorno con permafrost. Su formación se debe a la congelación de las aguas subterráneas. Se forma así en el subsuelo una cúpula de hielo que levanta y bombea una capa de suelo de unos metros de espesor, la que sufre de este modo un estiramiento que la divide, iniciándose con esa fragmentación el desmantelamiento relativamente rápido del pingo. Su huella subsistirá en el suelo en forma de laguna de unos metros a varios hectómetros de diámetro, siendo su altura dos o tres veces menor. Estas formaciones son comunes en las regiones septentrionales del globo.
  • Cesped almohadillado:


    estructuras con forma de montículos cubiertos de hierba o musgo. Congelamientos de turbas saturadas en agua.
  • Palsa:


    son montículos de forma más elongada (1-10 metros de altura y 15-150 metros de longitud), generalmente constituidas por turba y condicionados por una masa de hielo compleja, más que simple. Suelen encontrarse en áreas de permafrost discontinuo.
  • Loess:


    acumulaciones de polvo transportado por el viento (principalmente silíceo). El polvo originalmente proviene de zonas desérticas o de zonas sin vegetación alrededor de mantos de hielo. Los loess están bien gradados y tienen un tamaño de la partícula entre 1/16 y 1/32 milímetros. Normalmente no está estratificado y presenta un diaclasamiento vertical bien desarrollado.
  • Ripple o riple:


    estructura sedimentaria en forma de cresta originada por olas o por corrientes de agua o de aire sobre la superficie de un depósito sedimentario, generalmente arenoso.
  • Draas:


    son acumulaciones arenosas, a escala heptamétrica, son como una duna gigante.
  • Nebkha o duna fitogenética:


    duna muy frecuente en las márgenes de los desiertos de arena. Se origina a sotavento de la vegetación arbustiva.
  • Yardang o canales de viento:


    tipo de relieve alargado y asimétrico que se origina en una roca coherente por la acción erosiva de las partículas arenosas transportadas por los vientos unidireccionales en zonas desérticas.
  • Erg:


    desierto arenoso de topografía ondulada.
  • Desierto de arena:


    es aquel que está compuesto principalmente por arena, que por acción de los vientos forma las dunas.
  • Cañón:


    valle de origen fluvial o glaciar, con paredes verticales o próximas a la vertical, cuya profundidad es siempre mayor que su anchura.
  • Lengua glaciar:


    parte de un glaciar que discurre por gravedad a lo largo de un valle y que termina en la morrena frontal.
  • Canchal:


    acumulación de bloques de roca que descansa al pie de una pared rocosa.
  • Rexistasia:


    ruptura del equilibrio entre el suelo, el clima y la vegetación. Esta ruptura es producto bien de la erosión, bien de un cambio climático.
  • Biostasia:


    situación de equilibrio entre el suelo, el clima y la vegetación que dificulta los procesos de transporte de los materiales.
  • Periglaciar:


    región con frecuentes ciclos de hielo y deshielo, profunda helada estacional y presencia de permafrost.
  • Transgresión:


    invasión de las aguas, por lo general marinas, producida en un territorio hasta ese momento emergido. Paso de materiales continentales (gruesos) a marinos (finos).
  • Regresión:


    retirada de las aguas marinas de un territorio anteriormente cubierto por ellas. Se corresponde con un aumento de la superficie de tierras emergidas y puede originarse como consecuencia de un movimiento ascendente de la corteza terrestre o de un descenso del nivel del mar. Paso de materiales marinos (finos) a continentales (cada vez más gruesos).
  • Conglomerado:


    roca sedimentaria constituida, en más de un 50 %, por elementos detríticos redondeados de más de 2 milímetros de diámetro y trabados por un cemento o una matriz detrítica fina.
  • Arcilla de descalcificación terra rossa:


    suelo arcilloso producto de la disolución de las calizas en condiciones de clima cálido con una estación seca marcada.
  • Karst:


    terreno calizo o evaporítico en el que la disolución por las aguas origina formas exokársticas y endokársticas.
  • Cascada o caída o catarata o salto de agua:


    al tramo de un curso fluvial donde, por causa de un fuerte desnivel del lecho o cauce, el agua cae verticalmente por efecto de la gravedad.
  • Río:


    es una corriente natural de agua que fluye con continuidad. Posee un caudal determinado, rara vez es constante a lo largo del año, y desemboca en el mar, en un lago o en otro río, en cuyo caso se denomina afluente. La parte final de un río es su desembocadura. Algunas veces terminan en zonas desérticas donde sus aguas se pierden por infiltración y evaporación; es el caso de los ríos alóctonos
    (llamados así porque sus aguas proceden de otros lugares con clima más húmedo). Los cursos fluviales que son muy estrechos, se secan en alguna parte del año o tienen poco caudal reciben los nombres de «riacho», «riachuelo», «quebrada» o «arroyo».
  • Desembocadura:


    es la parte más baja de un flujo de agua, como un río, arroyo, o canal de riego, es decir, aquella sección del curso de agua donde vierte las aguas al mar, a otro río, arroyo o a un lago.
  • Derrubio:


    conjunto de fragmentos de roca desplazados por la gravedad o por el efecto de los agentes atmosféricos, corrientes de agua, etc., hasta acumularse en las laderas o en la base de una zona inclinada.
  • Surgencia:


    son los manantiales de pequeño caudal y de tipo intermitente. Son producto de una diaclasa que actúa como colector del agua que discurre por la superficie y es interceptada por la diaclasa. Cada manantial de este tipo tiene una cota de salida diferente e independiente de la de los demás pertenecientes a este grupo.
  • Exurgencia:


    son de mayores caudales, proceden de aguas colectoras del aparato kárstico y son de tipo permanente, aunque con fuertes fluctuaciones estacionales en el caudal.
  • Modelado kárstico:


    formas del relieve propias de extensos afloramientos de calizas y, en menor medida, evaporitas causadas por la disolución de sus rocas tanto en superficie como en profundidad, por la acción de las aguas meteóricas de infiltración que forman un drenaje en gran parte subterráneo.
  • Acuífero:


    formación geológica fisurada o porosa saturada y con suficiente permeabilidad para permitir el flujo de agua en cantidades significativas hacia manantiales o hacia las captaciones usuales, como pozos o galerías

  • Drenaje:


    evacuación del agua superficial o subterránea de una región o formación determinada por medios naturales o artificiales.
  • Ladera:


    forma simple constituida por una unidad morfológica inclinada. Ocupan la mayor parte de la superficie terrestre.
  • Endokarst:


    es la forma de relieve karstiano elaborada por la disolución en el subsuelo de rocas como las evaporíticas y carbonatadas, formando las grutas y cavernas.
  • Exokarst:


    forma subterránea producida por un proceso de karstificación.
  • Uvala:


    depresión kárstica de forma ovalada y contornos sinuosos, resultante de la fusión de varias dolinas contiguas. La unión de varias uvalas forma un poljé.
  • Keuper:


    constituido por margas irisadas, arcillas potentes versicolores, alternantes con yesos y otras sales, formados en ambientes continentales áridos y cálidos. Los yesos pueden englobar minerales característicos, como ofitas, aragonitos y teruelitas, que los diferencian de los niveles arcillosos del Cretácico inferior (facies Weald). Las características salinas y arcillosas determinan que el Keuper aflore muy frecuentemente en posición anormal afectado por procesos halocinéticos que crean deformaciones estructurales que no tienen origen estrictamente tectónico. El Keuper aparece típicamente en zonas deprimidas, como los valles de Mijares, Cofrentes, Canal de Navarrés, etc.
  • Bunter:


    potentes series de areniscas azoicas, formadas en ambientes continentales fluviales o deltaicos. Estas areniscas son frecuentemente de tonos rojos (origen desértico), silíceas, con variables concentraciones de mica moscovita que ocupa planos de estratificación, y con notable riqueza en óxidos de Fe. En ocasiones, presenta aspecto de cuarcita (ortocuarcita); con mica y algo arcillosas, las areniscas se llaman rodenos en las zonas levantinas. Afloramientos en Valencia-Castellón (Sierras de Calderona, Espadán, Desierto de las Palmas, …), así como en las provincias limítrofes de Cuenca, Teruel … Hacia techo, puede evolucionar a tramos más arcillosos, versicolores, incluso con calizas finamente tableadas, junto con yesos. Es la conocida facies Röt.
  • Facies:


    conjunto de características de las rocas de una unidad geológica, que reflejan las condiciones en las que se formaron. En rocas sedimentarias se consideran los caracteres petrográficos (litofacies) y los paleontológicos (biofacies).
  • Zócalo o escudo:


    fragmento o zona amplia de corteza continental en un cratón en la que aflora el basamento y que ha permanecido relativamente estable desde el Precámbrico. Su relieve es suavemente convexo y está rodeado por áreas de plataforma en las que el basamento está cubierto por sedimentos.
  • Relieve apalachense:


    relieve caracterizado por alineaciones de crestas paralelas de rocas resistentes. Su origen está en una larga evolución en la que se diferencian varias fases: plegamiento, superficie de erosión, reactivación de la erosión que, al actuar diferencialmente, deja en resalte las rocas más resistentes.
  • Cobertera:


    conjunto de rocas, esencialmente sedimentarias, que se disponen sobre el basamento.
  • Cuenca sedimentaria:


    sector de la corteza terrestre que durante un prolongado intervalo de tiempo ha estado sometido a subsidencia y en el que la sedimentación ha rellenado parcial o totalmente el hueco dejado por la propia subsidencia.
  • Talud:


    acumulación formada por los fragmentos resultantes de la meteorización mecánica de las rocas. La masa de derrubios se forma más o menos in situ como resultado del transporte por gravedad a una distancia pequeña. Normalmente se forman montones de derrubios gruesos al pie de acantilados y laderas empinadas, adoptando la cara libre el ángulo de reposo para el material (25°-35°). Las partículas más finas suelen ser arrastradas de un derrubio por el agua, que se infiltra. Un derrubio cementado es una brecha.
  • Estuario:


    desembocadura de un río caudaloso en el mar, que se ensancha progresivamente y que está sujeta a la acción de las mareas. Es un área de mezcla de agua marina y dulce en la que se manifiestan procesos físicos y biológicos complejos.
  • Laguna:


    es un depósito natural de agua, que esta separado del mar y es de menores dimensiones, sobre todo en profundidad, que un lago, pudiendo sus aguas ser tanto dulces como salobres, y hasta saladas.
  • Corriente de turbidez:


    tipo de flujo gravitacional caracterizado por el desplazamiento, en el fondo de medios subacuáticos, de masas de agua con alta densidad (1,2 a 1,8), debida al gran contenido de partículas sólidas en suspensión.
  • Meteorización química:


    es un proceso que consiste en la descomposición o rotura de las rocas por medio de reacciones químicas. La descomposición se debe a la eliminación de los agentes que cementan la roca, e incluso afectan a los enlaces químicos del mineral. Es posible que en el proceso, y debido a las reacciones químicas, se formen materiales nuevos. El calibre de los materiales se siempre muy reducido: arcillas, margas, limos, arenas. Su acción es muy notable en la formación del relieve de rocas masivas, kárstico, rocas metamórfica y volcánicas.
  • Meteorización física o mecánica:


    consiste en la ruptura de las rocas a causa de esfuerzos externos e internos causados por los meteoros. La disgregación implica la ruptura de la roca en fragmentos más o menos grandes y angulosos pero sin modificación de la naturaleza mineralógica de la roca. Los calibres pueden ir desde la arcilla, a la marga, el limo, la arena y hasta los fragmentos de varios metros. La superficie de meteorización puede realizarse en capas, exfoliación, o grano a grano, desagregación granular.
  • Canal:


    incisión en forma de artesa que contiene un río y que ha sido creada por el agua que corre en él, es la zona donde el agua corre con mayor velocidad en el fondo del río y el punto más bajo del lecho.
  • Torrente:


    es una corriente natural de agua situada en una zona montañosa, con fuertes pendientes, caudal irregular y que puede tener gran capacidad de erosión.
  • Confluencia:


    es la reunión en uno solo de dos o más cursos de agua, glaciares, o corrientes marinas, así como el punto donde esto ocurre. Aguas abajo de una confluencia, el lecho del río suele ser más estrecho que la suma de la anchura que tienen los dos ríos aguas arriba. Esa estrechez queda compensada por una mayor profundidad del lecho por el cual la corriente es también más rápida.
  • Talweg o vaguada:


    línea que une los puntos de más bajo nivel en un valle. En un valle drenado, el talweg es el lecho del curso de agua, sea éste perenne o no.
  • Valle:


    es una llanura entre montañas o alturas. Se trata de una depresión de la superficie terrestre entre 2 vertientes, con forma inclinada y alargada.
  • Rizadura:


    ondulación o surco producido en arenas, barro o nieve, por el agua corriente o por el viento.
  • Depósito fluvial:


    son producto de la alteración, desintegración y erosión que se traslado por las corrientes permanentes de los ríos y se depositan en el cauce del río en la terraza de inundación, son de tamaño y de forma heterogénea.
  • Manto de hielo:


    glaciar de considerable grosor y un área superior a 50.000 kilómetros² que forma una cobertura continúa de hielo y nieve que se desplaza en todas direcciones y que no está constreñida por la topografía del sustrato rocoso.
  • Casquete polar o capa de hielo:


    es la gran masa de hielo que cubre terrenos, islas y mares en altas latitudes, tanto en el Ártico como en la Antártida. Son el conjunto de glaciares que cubren un polo de la Tierra, o también de algún otro planeta como sucede en Marte, cuyos casquetes polares son de
    hielo seco.
  • Nunatak:


    es un pico montañoso que se encuentra rodeado por un campo de hielo. La erosión provocada por los ciclos de deshielo hace que los nunataks normalmente posean una configuración anfractuosa y dura, en fuerte contraste con la progresivamente erosionada por acción glaciaria. La situación aislada del nunatak provoca en ocasiones el desarrollo de fauna y flora en condiciones muy similares a las insulares. Suelen utilizarse como puntos de referencia en medio de una gran extensión de hielo. Con frecuencia allí se asientan temporalmente las expediciones o se construyen bases permanentes, por ejemplo, la base antártica argentina Belgrano II se ubica sobre el Nunatak Bertrab.
  • Inlandsis:


    glaciar de casquete o de escudo, con forma de lente biconvexa, que cubre grandes extensiones de un continente (superior a los 50.000 kilómetros²) o una isla y que puede llegar a alcanzar 3 kilómetros de espesor. Frecuente en el Pleistoceno, actualmente sólo se conservan dos, el
    de Groenlandia y el de la Antártida.
  • Derrubio glaciar:


    al material que es transportado por el flujo glaciar ya que estos derrubios tienen dos áreas de procedencia, una interna y otra externa a la masa de hielo. La interna procede del lecho por arranque, empuje y arrastre. La externa proviene de los relieves circundantes (periglaciarismo).
  • Caída de derrubios:


    no es una caída masiva de material, sino un proceso lento de caída de clastos, producto de la meteorización. Es más común que los desprendimientos. Se prolonga mucho más a lo largo del tiempo.
  • Hombrera o rellano:


    inflexión o u curva que se produce en la pared de un valle, fluvial o glaciar, entre dos superficies de erosión ‘terrazas’ de distinto nivel, y que recuerda la curvatura del hombro; de ahí su nombre.
  • Hombrera glaciar:


    a la zona de la ladera montañosa en la que se produce un cambio brusco en la inclinación de la pendiente. Marca el límite superior alcanzado por el hielo. Por debajo, la lengua glaciar excava paredes casi verticales; sobre la hombrera, operan los procesos de ladera (avalanchas, aludes, escorrentía) que tienden a suavizar las pendientes montañosas.
  • Valle glaciar en U:


    zona de cabecera de un valle con perfil transversal en U que apenas ha sido retocado por procesos posteriores a la deglaciación.
  • Lago glaciar:


    lago cuya agua proviene total o parcialmente de la fusión de un glaciar.
  • Sandur o outwash:


    es una planicie formada por sedimentos fluviales finos provenientes de la fusión de glaciares en la porción superior de las cuencas asociadas. Sobre estos llanos discurren corrientes de deshielo formando patrones entrecruzados. Es un depósito formado por grava y arena trasladada por el agua que brota al disolverse el hielo de un glaciar y que después se ha concentrado en depósitos estratificados. Un outwash puede llegar a los 100 metros de espesor alrededor de un glaciar, pudiéndose extender muchos kilómetros. Son grandes proveedores de material que puede ser trasladado por el viento y los mayores depósitos glaciares.
  • Talik o terreno no helado:


    es una capa de suelo no helado durante todo el año que se encuentra en zonas de permafrost.
  • Lentejón:


    masa de mineral o de roca en la que una de sus dimensiones es notablemente inferior a las otras dos, perpendiculares entre sí y a la primera.
  • Lixiviación:


    proceso de arrastre por el agua de lluvia de sustancias solubles de un suelo hacia capas más profundas del mismo.
  • Pingo glaciar:


    son elevaciones del terreno producidas por la congelación de aguas subterráneas que aumentan el volumen de la superficie produciendo el ascenso de los materiales.
  • Morrena de nevero:


    se originan por caídas desde las paredes en nichos de névé; los derrubios se deslizan sobre el nevero y se acumulan al frente del mismo. Algunos clastos pueden ser asimilados y transportados por la neviza.

    Se distinguen:

    cordones, arcos, vallums y amontonamientos.
  • Canto rodado o guijarro:


    canto de forma redondeada, causada por haber sufrido durante mucho tiempo el arrastre por un transporte fluvial o marino.
  • Suelo o tierra aluvial:


    son suelos de origen fluvial, poco evolucionados aunque profundos. Aparecen en las vegas de los principales ríos. Se incluyen dentro de los fluvisoles calcáricos y eútricos, así como antosoles áricos y cumúlicos, si la superficie presenta elevación por aporte antrópico, o bien si han sido sometidos a cultivo profundo. Los suelos aluviales son suelos con perfil poco desarrollado formados de materiales transportados por corrientes de agua, Sobre su superficie se ha acumulado algo de materia orgánica. Son suelos que tienen mala filtración y oscuros. Son suelos recientes, buenos para cultivar.
  • Toba:


    roca piroclástica consolidada. Según sea el tamaño medio de los granos se denomina toba de lapilli(2 a 64 milímetros) o toba cinerítica(menor de 2 milímetros).
  • Reptación o creep:


    movimiento lento, más o menos discontinuo, de rocas o suelos a favor de una pendiente debido a la acción de la gravedad.
  • Roca fungiforme:


    masas rocosas aisladas, normalmente agujas, montículos, bloques o similares, que soportan corrasión diferencial muy neta y concentrada en sus zonas basales, presentando perfiles cóncavo-convexos en sentido ascendente; fisonomías características de este tipo son los “tormos” o “setas”. Abundan en materiales compactados de textura granuda y aunque resulten de las acciones eólicas, influye también en su génesis la meteorización selectiva al favorecer o dificultar el arranque. Por extensión, también suelen clasificarse como rocas fungiformes aquellas paredes verticalizadas pertenecientes a grandes masas de roca, en cuya base se han desarrollado series de macroalvéolos.
  • Pavimento desértico o pedregoso:


    es una superficie del desierto que está cubierta únicamente con cantos, guijarros y fragmentos de roca apretados, entrelazados y redondeados. Cuando se superponen varias capas de fragmentos gruesos se forma un pavimento empedrado o de mosaico.
  • Hamada o hammada:


    es un tipo de paisaje de desierto pedregoso, caracterizado en gran parte por su paisaje árido, duro, de mesetas rocosas y con muy poca arena. A las hamadas a veces también se les llama reg, aunque este término se refiere a una llanura pedregosa más que a una meseta. La superficie de una hamada está compuesta por rocas planas, cubiertas de grava, de dimensiones mayores a los seis centímetros.
  • Blowouts:


    depresiones cerradas producidas por deflación en arenas eólicas. La pérdida de vegetación disminuye la rugosidad, aumenta la superficie de barrido y la exportación de material.

    1)causas:

    sobrepastoreo, fuego, mayor desecación de las plantas situadas en las partes altas de las dunas.

    2)evolución:

    la deflación profundiza el área sin vegetación el viento alcanza su máxima velocidad en el fondo de la depresión vórtices verticales que expulsan la arena hacia los bordes
Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *